Comenzando en Instagram (13-05-2019)


Llevaban tiempo intentando convencerme para crear una cuenta de Instagram, los argumentos se basaban en que es mucho más rápido que el blog, compartes las fotos que quieres de forma instántanea, te puede seguir más gente y por tanto se puede dar más a conocer tu trabajo. Muchas fueron las razones hasta que por fin, hace un mes aproximadamente cree la cuenta.

Personalmente prefiero el blog, porque más allá de la calidad de la foto puedo transmitir comportamientos de las especies y creo que es mucho más didáctico. Por poner algún ejemplo: Recientemente, he colgado una foto de un pollo de milano real en el nido alimentándose de un conejo. Siendo sincero, la foto es muy mala  porque estoy lejísimos del nido para no causar molestias, pero considero que esa foto es más valiosa o interesante, ya que en León tan sólo hay 4 o 5 parejas reproductoras, que una foto espectacular de un milano real en Alemania. Algo más básico; para mi, no es lo mismo una foto testimonial de una cigüeña blanca cerca de los Urales, que una foto de una cigüeña, aunque sea de mucha mayor calidad, en Extremadura.

Lo que más me ha gustado de Instagram, y hasta ahora, lo único, es que puedes buscar a la persona que quieres, ver su trabajo y por defecto, los seguidores que tiene. Lógicamente me centré en fotógrafos y fotografías de naturaleza. He de reconocer que hay fotos espectaculares, pero la mayor parte de ellas están hechas desde "hides" (una manera de fotografíar fauna, que a mi personalmente no me gusta, aunque reconozco que la manera de hacer buenas fotos es esa) y retocadas en su mayoría, con programas informáticos.
En cualquier caso, todo mi respeto y admiración al increíble talento de mucha gente para la fotografía, por el trabajo empleado en la construcción de los "hides", al tiempo invertido en cada toma o al esfuerzo económico para comprar esos carísimos y sofisticados equipos.

A partir de este punto, he borrado  todo el texto que tenía escrito y que no me he atrevido a publicar.

Eran unos párrafos en los que escribía enfadado, indignado y con mucha rabia, mientras veía como grandes fotógrafos, escritores, artistas o muchísima gente relevante del mundo de las ciencias, tiene cientos o con suerte, decenas de miles de seguidores y por el contrario gente que hace el pánfilo/a, delante de un espejo recibe millones de "me gusta".

En fin, creo que todo esto me viene un poco grande, me cuesta muchísimo comprender el uso que la gente hace de las redes sociales y la finalidad con que las usa, pero supongo que todo es respetable, "me guste" o no "me guste".

Mi cuenta es nardi.leon , y por favor, cada vez que veáis una de mis fotos o videos, sólo dad a "me gusta" si realmente os dice algo.

Y aunque, sea una breve entrada para dar a conocer la cuenta de instagram, quiero finalizar con dos fotos de las especies a las que antes hacía alusión.


Pollo de milano real alimentándose de un conejo

Creo que mostrar una foto de una cigüeña blanca, no resultaría muy llamativo, pero tal vez, si que es sorprendente esta estructura de gran altura y varias toneladas de peso.




No hay comentarios:

Publicar un comentario